• biteckconsult

HACIENDO DE LA LIMPIEZA UN HÁBITO

Nuestra casa debería ser aquel lugar en el que nos sentimos cómodos y tranquilos, el lugar en el que nos gusta estar y compartir con nuestra familia o mascotas, sin embargo, muchas veces no es así.

La vida da miles de vueltas, y aunque quisiéramos una casa limpia y perfecta, probablemente tenemos la mente ocupada en otras cosas y el trabajo consume mucho de nuestro tiempo aunque estemos trabajando en modalidad home office, los niños también requieren atención y las mascotas también pueden mantenernos bastante ocupados. Todo esto puede influir y hacer que nuestros sueños de una casa o departamento perfectamente limpios queden en el pasado.

El truco para poder ir haciendo este sueño realidad está en la generación de una rutina la cual debe incluir a toda la familia.


Puede parecer complicado, sin embargo, Roma no se construyó en un día y el hacer que la limpieza del hogar sea un hábito tampoco se logrará en un solo día, pero se logrará.

El desarrollar un hábito siempre va de la mano con el desarrollo de la consistencia, es decir, seguir haciendo las cosas por más que nos aburra o no veamos un avance dramático.

Para poder desarrollar un hábito es necesario entender el porque queremos cambiar el estilo de vida que tenemos.

¿Por qué quieres hacer que el ordenar tu hogar se haga hábito? Parece una pregunta muy obvia pero requiere de un cierto grado de reflexión. Para que funcione es importante que nuestra respuesta tenga una característica principal:

  • Que sea por una razón interna. No es para que los demás disfruten de nuestra casa, es para que nosotros la disfrutemos.

Una vez que hayamos respondido a esta pregunta es momento de poner nuestras manos en acción.


Es importante recordar que generar un hábito es cuestión de ir un día a la vez y empezar con pequeñas cosas hasta que logremos nuestro objetivo.

El generar un hábito es un proceso, así que empieza con una cosa pequeña, tal vez tender la cama todos los días al momento de despertarte, o poner la ropa sucia siempre en el cesto de ropa y no por la casa o tirada en el cuarto, tal vez solo dejar la bolsa o mochila en un lugar específico en vez de en la sala o las sillas de la cocina.

Parece tonto, pero un pequeño cambio en nuestro día a día puede generar grandes modificaciones en nuestro estilo de vida.


Una vez que hayas dominado el cambio pequeño, es momento de ir agregando más, tal vez barrer todos los días antes de irte a dormir, o trapear cada tercer día. Recuerda que hay cosas que se deben hacer diario y hay cosas que pueden hacerse con algunos días de separación, por ejemplo, no es necesario lavar la ropa todos los días, pero si es necesario lavar los trastes diario.


Como hemos mencionado en varias ocasiones en este blog, es importante establecer tu rutina. Trata de integrar en ella tres o cuatro actividades que sean dedicadas a la limpieza del hogar, por ejemplo: sacudir los muebles, lavar trastes, trapear y tender la cama. La idea es ir haciendo todos los días un poco para que al final la carga no sea tan pesada.


Al lograr hacer las cosas pequeñas, es importante incluir en nuestra rutina las limpiezas grandes, esas que se deben hacer una vez cada dos o tres meses y que más nos cuestan trabajo.

De vez en cuando es necesario hacer espacio para cosas nuevas, así que aprovecha estas limpiezas para sacar todo lo que no necesitas, desde ropa, peluches, libros, hasta documentos que ya no son necesarios. Mientras más nos aferramos a cosas inútiles menos oportunidad tendremos de dejar entrar cosas nuevas.


Una buena forma de consolidar el hábito de la limpieza del hogar es haciendo un calendario. Divide las tareas que se deben hacer y especifica cada cuanto tiempo se deben realizar, de esta forma podrás ir teniendo todo arreglado sin que tengas que pasar días enteros solo limpiando.


Recuerda siempre incluir a tu familia o las personas con las que vivas a este proceso, esto no solo asegurará que tu hogar esté limpio y en buenas condiciones, sino que también mejorará las relaciones familiares y favorecerá una sana convivencia.


Ten en cuenta que una casa ordenada nos ayudará también a estructurar la mente y ser más productivos.



Te invitamos a conocer las demás secciones de nuestro blog para aprender a hacer composta, huertos e incluso experimentos.

De igual forma escucha nuestro programa de radio: Biteck Administración Sustentable, todos los miércoles de 18:00 a 19:00 horas en http://podcastpromoestereo.com/promophp ó en http://radio.garden/listen/promo-estereo/yONzXfSP la repetición la pueden escuchar todos los domingos a partir de las 09:00 horas.

  • Facebook icono social
  • Twitter Clean Grey

561622 4 3 2 1

​​​© 2020 Biteck Consulting