• biteckconsult

Cultivemos jitomate en familia


Ante la situación actual que está viviendo nuestro país nos vemos confrontados con la necesidad de cambiar la forma en la que vivimos y consumimos. Necesitamos volvernos más independientes y aprender a generar una forma de vida paralela a la que llevamos normalmente.



Sabemos que los niños, por su misma naturaleza, son inquietos y necesitan actividades entretenidas. Sembrar jitomates requerirá de ellos paciencia, la cual verán premiada al momento de cortar sus propios jitomates.



El jitomate, contrario a lo que se cree normalmente, es una fruta, no una verdura y a través de los años ha sido base de la cocina no solo mexicana, sino del mundo.

Según el servicio de información agroalimentaria y pesquera del gobierno de México (2016) el jitomate es una excelente fuente de vitamina C, además de poseer vitaminas como la A, B1 Y B2. Esto puede ayudar a combatir enfermedades hepáticas, quemaduras, obesidad y raquitismo, así como apoyar en la prevención de diabetes y enfermedades cardiovasculares.



Para poder cultivar este alimento necesitaremos lo siguiente:

  • Tierra

  • Maceta mediana

  • Semillas de jitomate



1. Para poder plantar las semillas es necesario tomar de tres o cinco semillas de un jitomate que tengamos en casa y ponerlas a secar en una servilleta durante un par de horas.

2. Llenar la maceta con tierra.

3. Hacer de tres a cinco hoyos en la tierra con el dedo meñique, procurando que estos no tengan más de medio centímetro de profundidad.

4. Poner una semilla por hoyo y cubrir con la tierra. Es importante no apelmazar la tierra.

5. Poner la maceta en un lugar en el que tenga contacto directo con el sol, mínimo 6 horas al día..

6. Regar con un atomizador diariamente y asegurarse de que la tierra esté siempre húmeda. Después de aproximadamente 10-12 días las semillas empezarán a germinar.

7. Una vez que nuestra planta alcance aproximadamente los 8 cm de altura, es necesario regarla únicamente cada tercer día, evitando mojar las hojas.

8. Para que la planta no se caiga por el peso, puedes amarrarla a un palo pequeño enterrado en la maceta.

9. Después de un par de meses podrás disfrutar de tus primeros jitomates.

Recuerda que es importante lavar los jitomates antes de consumirlos, ya que están expuestos a diversos tipos de contaminación y polvo. También te recomendamos comerlos crudos, de está forma no se le quita ningún nutriente.


Te invitamos a conocer las demás secciones de nuestro blog para aprender a hacer composta, huertos e incluso experimentos.

De igual forma escucha nuestro programa de radio: Biteck Administración Sustentable, todos los miércoles de 18:00 a 19:00 horas en http://podcastpromoestereo.com/promophp ó en http://radio.garden/listen/promo-estereo/yONzXfSP la repetición la pueden escuchar todos los domingos a partir de las 09:00 horas.

  • Facebook icono social
  • Twitter Clean Grey

561622 4 3 2 1

​​​© 2020 Biteck Consulting